Taller de Resiliencia Individual y Organizacional

isabella.jpg

Te invitamos a un TALLER UNICO DE RESILIENCIA a cargo de Isabella Meneghel, Doctora en Psicología del Trabajo, de las Organizaciones y RRHH, investigadora en Psicología Positiva. Ella nos visita desde España para que trabajes:

 

– Resiliencia: ¿Qué es? ¿Por qué y para qué?

– Estrategias individuales para el desarrollo de la resiliencia

– Factores de Resiliencia Organizacional

– Nuestro árbol de resiliencia

Viernes 7/10

Hora 10:00 a 12:00 del mediodía

Inversión: 500 pesos

Centro Psicología Positiva Uruguay

(Presidente Gral. Oscar Gestido 2587 esq Brito del Pino)

 

EMITIMOS CERTIFICADO

Informes e inscripciones:

mariana.alvez@psicologiapositiva.com.uy

098-165-994

La satisfacción que genera ser reconocido en el trabajo

 El mundo laboral evoluciona hacia labores muchas veces inmateriales e intangibles, que no puede reconocerse exclusivamente con números, y que también necesitan del apoyo de nuestros jefes, nuestros compañeros de trabajo o nuestros familiares, pero, ¿cómo reaccionamos ante el reconocimiento laboral?

No todos necesitamos el mismo reconocimiento

Nuestra forma de afrontar el reconocimiento laboral, o más concretamente lareconocimiento laboral ausencia del mismo, se crea prácticamente desde la infancia. Hay formas de ser educado que desembocan en una mayor necesidad de ser reconocido en el trabajo.

Por ejemplo, cuando somos pequeños y sacamos buenas notas somos reconocidos, o cuando obedecemos la realización de una tarea somos premiados. Es algo que cuando se produce de esta forma, se queda grabado en nuestro interior, nos sentimos queridos y con confianza, y no necesitamos recurrir al exterior para rellenar ese vacío con reconocimientos de otras personas.

Pero no nos engañemos, todo el mundo necesita ser reconocido, nos aporta energía, vitalidad y equilibrio. De lo contrario entramos en un estado de baja autoestima, poca motivación laboral y angustia psicológica.

Los jefes muchas veces reniegan de reconocimientos por el miedo a que la motivación del trabajador disminuya, pero la realidad es que un trabajador satisfecho rinde más que uno que no se sienta útil.

¿Por qué necesitamos ser reconocidos?

Todos tenemos una necesidad casi natural de escuchar que estamos haciendo bien nuestro trabajo, lo cual es extraño porque ¿Quién mejor que nosotros mismos para juzgar si estamos trabajando bien o mal?

Los reconocimientos son tratados como pequeñas metas que debemos de alcanzar, forman parte de la motivación del ser humano para llevar a cabo su día a día. En algunas personas, incluso la remuneración económica pasa a un segundo plano, y eso que al fin y al cabo es el objetivo principal del trabajo.

Incluso el mundo de la mujer está cambiando con el reconocimiento de por medio. La mujer moderna ya no solo quiere trabajar para tener la satisfacción de sustentarse por ella misma ya que se encuentra en igualdad de derechos y capacidades, sino que necesita también el reconocimiento del resto de las personas que les rodean.

 ¿Hasta donde somos capaces de llegar para ser reconocidos?

Llegados a este punto hay dos tipos de personas dignas de analizar: las conformistas y las inconformistas.

Podemos ver más claro estos dos subgrupos analizando el extremo de cada caso.

El conformista es una persona que no busca el reconocimiento laboral porque realmente piensa que su situación estable actual será suficiente para ser feliz el resto de su vida, sin tener en cuenta que los momentos cambian, y nuestra psicología también, muchas veces al final acaban echando en falta ese reconocimiento laboral a largo plazo.

La persona inconformista a veces lucha tanto por el mayor número de reconocimientos que muchas veces se “olvida” de vivir la vida y cuando se quieren dar cuenta ya no hay vuelta atrás. Muchas emociones perdidas, personas que se fueron por buscar el reconocimiento, y entonces es cuando el reconocimiento carece de valor.

La persona ideal psicológicamente ante el reconocimiento laboral debe de valorar tanto el reconocimiento como aquello que le rodea, sabiendo medir cuánto debe dedicar a ser reconocido laboralmente y cuánto a ser reconocido como persona. Es el equilibrio, que a la larga causa más satisfacción.

 

Colaboración enviada por Gabinete Psicología Granada, psicólogos en Granada

 

 

 

 

 

¿Qué es el liderazgo positivo?

El trabajo es una parte fundamental de nuestras vidas por eso es de vital importancia que sepamos cultivar el bienestar en elliderazgo positivo mismo. Nosotros tenemos la responsabilidad de encontrar placer en nuestro entorno laboral, aunque sin duda será mucho más sencillo, y hasta necesario, si podemos contar con la motivación de un buen líder positivo, ya que ellos tienen el poder de de hacer sentir cómodas a las personas en su ambiente de trabajo.

¿Qué define a los líderes positivos? Son personas que se destacan por su muy buen desempeño como directivos, escuchan a sus empleados, son empáticos, accesibles, están presentes, podemos confiar en ellos, son justos y coherentes en sus actos. Son quienes se preocupan por el bienestar de los empleados.

Las empresas tienen que tener en cuenta que se debe trabajar en habilitar un clima laboral agradable, proporcionar formación permanente, clima cordial entre los empleados, promover desafíos. Esto es útil tanto a nivel de crecimiento como de prevención.  

En cuanto al ámbito laboral, la utilización del flow es fundamental. Este aporte viene de la mano de Mihaly Czikszentmihalyi profesor de Psicología Positiva de la Universidad de Chicago.

 El flow es un término que se utiliza para describir el estado mental en el que la persona logra una inmersión plena y despliega una máxima concentración en el desarrollo de una tarea. Es un factor primordial para el despliegue de la creatividad individual en función de innovar en la empresa.

El modelo PERMA también es aplicable a las organizaciones. Las emociones positivas pueden ser desarrolladas gracias a la implementación de programas donde el trabajador puede conciliar su vida personal con la laboral, políticas de trabajo con cierta flexibilidad, fomentar el respeto entre todos.

El compromiso y el flow pueden ser desarrollados cuando el empleado siente un fuerte sentido de pertenencia hacia su lugar de trabajo y a sus demás compañeros. Los líderes positivos que son cálidos logran motivar a todos tras un propósito compartido y seductor que repercutirá en beneficios para todos. Empleados felices convierten a las organizaciones en lugares productivos.

Las relaciones positivas pueden fomentarse a través de una cultura abierta, diversa, donde la comunicación es multidireccional y exista un lugar para la creación. Cuando la organización logra realmente centrarse en sus recursos humanos está alcanzando una ventaja palpable con respecto a sus competidores.

El logro puede alcanzarse de la mano de la satisfacción por el trabajo bien ejecutado. Esta hermosa sensación de logro puede ser sostenido cuando el empleado sabe que es apoyado en su desarrollo profesional y es premiado por sus esfuerzos.

Uno de los caminos al bienestar sumamente importante es el sentido de propósito, en la primer teoría de la Psicología Positiva el sentirse parte de algo más grande que uno mismo era la manera más eficiente de alcanzar la felicidad. El liderazgo positivo, las organizaciones saludables, son los que tienen muy en claro que hay que motivar a las personas a desarrollar y utilizar sus fortalezas, que deben motivar a sus empleados para compartir y alcanzar entre todos los objetivos establecidos. Esto habilita la resiliencia en todos, lo que hará que finalmente haya valentía para actuar y tomar decisiones inteligentes.

¡Vamos por organizaciones positivas y saludables!

 

27077699/098165994

Lic. en Psicología Mariana Alvez marianaalvezg@gmail.com