80/20 El principio de Pareto

80/20 El principio de ParetoHoy quiero contarles la historia de Pareto. Seguramente alguna vez escucharon hablar de su teoría. Él observó en su sociedad que ésta se dividía naturalmente entre los “pocos de mucho” y los “muchos de poco”, estableciéndose de esta manera dos grupos de proporciones 80-20. El grupo minoritario (20% de población) poseía el 80% de algo y el grupo mayoritario (un 80% de la población) el 20% de ese mismo algo. Usualmente la minoría de los acontecimientos, hechos, o esfuerzos es la causa de la mayoría de las consecuencias. Es un principio aplicable a varios ámbitos, política, economía y sobre todo pensamientos y actitudes.

Si bien estas cifras no son exactas, lo importante de esto es la idea que se esconde detrás, la perspectiva de la vida si se quiere. Ciertas actividades que realizas, ciertos pensamientos que nutres, son los responsables en última instancia de la mayoría de tus resultados, de tus emociones, de tus experiencias.

¿Cuánto tiempo pierdes pensando lo peor? ¿Catastrofizando las cosas? ¿Sintiendo miedo? Recuerda que la constancia en los pensamientos, ya sean estos buenos o malos, van a tener una enorme influencia en cómo nos sentimos.

Intentemos focalizar nuestras energías en las cosas que realmente van a terminar aportando algo. A veces perdemos demasiado tiempo en caprichos, en metas que ya es hora de dejarlas ir, o en relaciones, o en trabajos. Hay que ser lo suficientemente sabio para saber cuándo retirarse, hay cosas que no valen la pena ser forzadas.

Escojamos con cuidado a las personas que queremos en nuestra vida en todo ámbito, elijamos aprender a controlar nuestros impulsos, a sustituir nuestros pensamientos negativos que solamente nos hacen sentir mal.

En vez de correr tras deseos ajenos o mentirte a ti mismo porque no crees que eres suficiente, busca el tiempo para descubrir cuál es tu pasión, quizás no la has encontrado todavía. Una manera de encontrar la respuesta es pensando en todo aquello que no quieres hacer, luego de tener una lista de todas esa cosas que no importan, seguramente van a ir surgiendo cosas que sí.

El temor es un fantasma que nada aporta, en muchos casos nada más que una mera fantasía limitante. Comienza a limpiar tu rutina, haz esas cosas que realmente te gustan, busca a las personas que realmente te aportan, comienza a cambiar aquello que no te agrada.

Recuerda la regla, tan sólo con el 20% de tu esfuerzo puedes llegar a tener una calidad de 80%. Hay personas que creen que lo que cuenta es la cantidad de horas en que se esfuerzan, o cuando alguien se obsesiona pensando en una respuesta cree que por mucho pensar va a llegar a tomar la mejor decisión, y en realidad estas ideas solamente son trampas que nos hacemos. Todo pasa por la calidad, escojamos mejor las palabras con las cuales nos hablamos, escojamos mejor nuestros pensamientos, nuestros hábitos, nuestras relaciones, nuestros trabajos, nuestro ambiente. Un pequeño paso siempre es el comienzo de todo.

¿Qué esperas para cambiar el porcentaje en tu vida?

 

27077699/098165994

Lic. en Psicología Mariana Alvez marianaalvezg@gmail.com

Anuncios

6 pensamientos en “80/20 El principio de Pareto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s